Así visualizamos información en another: la importancia de llamarse “infografía”. ¿Qué es el diseño de información? El papel del diseñador de infográficos Algo sobre el lenguaje visual moderno y la data

 

Descubre más acerca de nuestro trabajo, clientes y proyectos a continuación.
inforgrafias-la-visualizacion-de-la-informacion

Así visualizamos información en another: la importancia de llamarse “infografía”.


Mónica Rodríguez, infografista digital de another
Compartir

“Las palabras dividen, las imágenes unen”, dijo en alguna ocasión Otto Neurath*. Pensemos si esta premisa es acertada o no, o mejor aún, para no contraponer, contextualicemos puntualmente las palabras y las imágenes. Así nos entendemos mejor.

La percepción del mundo está conectada directamente con nuestro sentido de la vista: muchas de las cosas que aprendemos cotidianamente entran por los ojos. Los contenidos son visuales y en another queremos que los mensajes de tu marca lleguen a las audiencias clave no solamente con editoriales de calidad (en caracteres), sino que también tengan un impacto visual cognitivo mediante el diseño de información.

¿Qué es el diseño de información? 

El diseño de información es la herramienta que mediante la visualización ayuda a representar datos e información con el fin de permitir el análisis, la comunicación y la comprensión.

Hay diversas maneras de diseñar información, una de ellas es la infografía. Hoy pareciera que ésta es muy nueva y popular, pero su origen es más viejo que la técnica: todo lo que la humanidad ha querido explicar mediante imágenes esquemáticas para dejar un precedente forma los orígenes de esta multidisciplina. 

Se trataba originalmente de un híbrido de textos e imágenes, pero actualmente es más bien considerada como un binomio texto-imagen. Pero esto no significa que la infografía únicamente sea una ilustración acompañada de texto, no: más bien es un gráfico que nos ayuda a contextualizar lo que estamos escribiendo. A diferencia de una imagen meramente ornamental, nosotros en another usamos la estética y las palabras concretas para dar a conocer, comunicar o explicar algo.  

En medios de comunicación, sobre todo en la prensa escrita, la infografía ha sido usada desde el año 1700, y más recientemente en los diarios online desde hace unas décadas: no es algo particularmente nuevo. Sin embargo, lo que ha evolucionado en el marco de esta multidisciplina son las metodologías y ha habido mejoras en su estructura para cumplir sus objetivos informativos. Por ello ha saltado de las ciencias exactas a lo mundano.

Y es justo por lo mundano que en muchos casos se han olvidado las principales funciones de los infográficos: ya no recordamos que no son meras “decoraciones” arbitrarías para volver atractiva cierta información. 

El papel del diseñador de infográficos

El diseñador de infográficos tiene la obligación de involucrarse con el contenido y no sólo con la estética. Las infografías pretenden llevar al lector hacia el entendimiento de estructuras, procesos, relaciones y acontecimientos complejos; al mismo tiempo, posibilitan la optimización y agilidad de los procesos cognitivos, así mismo mejoran la comprensión con base en “menor” cantidad de contenido y una mayor precisión técnica de la información. Por eso mantener un gráfico simple no es una tarea fácil.

Para lograrlo, los infografistas usamos información fundamentada de acuerdo al tema o marca de la que estemos hablando, extraemos lo más importante y traducimos mediante el lenguaje del diseño con consistencia visual estética. Dicha traducción es creada por medio de elementos visuales: gráficos estadísticos, diagramas, esquemas a veces complementados con mapas e ilustraciones con un contexto inherente al tema en cuestión. 

La combinación de estos elementos gráficos crea una nueva narrativa visual con un foco gráfico, es decir que la información más importante salta a la vista y luego crea capas o ramificaciones del mismo tema que complementan el ángulo inicial sin salirse de contexto. 

Algo sobre el lenguaje visual moderno y la data

El lenguaje visual moderno puede caer en el peligro de volverse falso: el ojo es fácil de engañar, pero la información corroborada provoca que un infográfico produzca su función real. Cuando un gráfico estéticamente atractivo nos hace reflexionar sobre algo y tenemos fundamento del contenido textual, permanece más en nuestra memoria y el cerebro lo registra más rápido. Aprendemos.

La tecnología actual sigue cambiando la manera de presentar información: adaptamos los datos y la información de acuerdo a los tiempos que vivimos. Por eso, hoy el uso de grandes bases de datos visualizados es de gran importancia. Navegamos en un mar de ellos sin ser analizados ni entendidos adecuadamente; existen aquellos que requieren interactividad o movimiento; otros, no. 

Los soportes impresos y digitales se tienen que adaptar a las necesidades de cada cliente o lector, dependiendo su fin. Por eso, para crear visualizaciones se necesita definir antes que otra cosa su función u objetivo: ¿qué queremos explicar?, ¿a quién y para qué? Hasta ese momento, a partir de los recursos que tengamos, convertiremos todo en una forma. Los datos toman su propia forma de acuerdo a su función y no al revés, pero luego te hablaré con más detalle de los contenedores y de las formas de visualización.

Mientras tanto, ¿tienes datos estadísticos que no sabes cómo comunicar? ¿Quieres explicar cómo funciona tu servicio o producto? Nosotros te ayudamos a traducir tu información de forma visual. Me honraría mucho que des un vistazo a mi portafolio y que te sirva de inspiración para llevar los mensajes de tu marca con contundencia y efectividad a otro nivel.

Da clic aquí para ver la infografía sobre Otto Neurath completa.

Contáctanos para materializar y potencializar tus ideas de content marketing.

También puede interesarte: Quálitas conquista a los millennials con content marketing y comunicación estratégica omnicanal

New Call-to-action